CDMX.- El Instituto Nacional Electoral (INE) trabaja para resolver los conflictos que surgieron en la jornada comicial del 4 de junio, antes de que arranque el proceso electoral 2017-2018.
La idea es que todo el análisis que estamos haciendo con los partidos quede concluido antes de que inicie el proceso electoral 2017-2018, que inicia en septiembre”, dijo el consejero Ciro Murayama.
En entrevista con Pascal Beltrán del Río, para la Primera Emisión de Imagen Informativa, el funcionario federal destacó el trabajo coordinado que el INE ha realizado con los partidos políticos, tras las elecciones del 4 de junio.
“Vamos a entregar las distintas observaciones de los partidos, para eso nos reunimos el lunes. Estuvieron los representantes titulares de los partidos.
“La próxima semana entregaremos los primeros informes, ya, del desempeño de las diferentes autoridades electorales y hay otros informes que necesitan un análisis más profundo”, dijo Murayama.
Aclaró que en el Estado de México se sustituyó 7 por ciento de los funcionarios de casilla, porque esa cantidad fue la que no se presentó a la jornada del 4 de junio.
En las casillas donde el INE se vio obligado a reponer a los funcionarios, el candidato del PRI a la gubernatura mexiquense, Alfredo del Mazo, obtuvo 36 por ciento de los votos, 10% menos que Delfina Gómez, de Morena.
“Los resultados no muestran ningún sesgo por esta variable, que es la sustitución de algún ciudadano por otro ciudadano de a pie”, aseguró el consejero electoral.