Cancún, Q. Roo.- Ante la expectativa de recibir en Semana Santa a cerca de un millón de turistas, autoridades de los tres niveles de gobierno se preparan para cuidar en todos los rubros el tema de la seguridad, afirmó Francisco López Reyes, director de Turismo en el Ayuntamiento Benito Juárez.

“Es un programa totalmente integral, y pertenece a los tres órdenes de gobierno porque el objetivo es que tengamos saldo blanco en todas y cada una de las vacaciones. Más del 35 por ciento del turismo es nacional en esta temporada, y un 15 por ciento llega por carretera”, indicó.

El funcionario recordó que aunado a la gente que llega a hoteles, hay muchos paseantes que llegan con familiares y amigos, por lo que es difícil contabilizar, debido a que no suman al porcentaje de ocupación pero sí a otros gastos, de allí la importancia de mantener el operativo en carreteras y las playas más visitadas del destino.

En este sentido, agregó que además de la reducción de visitantes a Estados Unidos por las condiciones políticas actuales, también se espera más intención de viaje al Caribe Mexicano, lo que significaría una mayor derrama.

Respecto a las condiciones de seguridad, López Reyes reconoció que existe una preocupación, incluyendo las extorsiones denunciadas por algunos “springbreakers”, pero que ya hay una labor colaborativa y buscarán mayor eficiencia en las acciones.

“Hay que ver ‘ambos lados de la película’, pero es totalmente inadmisible que los policías cometan algún delito con nuestros turistas, ellos están para cuidar y es lo que vamos a vigilar como Dirección de Turismo”, puntualizó.