Chetumal, Q. Roo.- La revisión de las mochilas no es una obligación de las autoridades educativas, sino que es responsabilidad de los padres estar atentos de lo que sus hijos llevan a las escuelas, consideró Harley Sosa Guillén, presidente de la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Quintana Roo.

Consideró que esta labor deben seguirla padres y familias con los estudiantes, mientras autoridades educativas y la Comisión establecen el programa que permita la revisión, y que otros años arrojó saldos positivos, pues entre otras cosas, se detectan desde armas hasta sustancias prohibidas.

“Aplicar estos programas ha permitido prevenir accidentes o incidentes de violencia en las escuelas, desgraciadamente hemos visto tragedias en otras entidades y no queremos que esto pase en Quintana Roo”, expresó.

El ombudsman se reunió con Marisol Alamilla Betancourt, secretaria de Educación y Cultura (SEyC) y la diputada Candy Ayuso Achach, presidenta de la Comisión de Educación, Ciencia y Tecnología en el Congreso del Estado.

Sosa Guillén destacó que desde hace varias semanas se buscó este encuentro y que si bien es cierto que aplicar el “operativo mochila” no es obligación de la SEyC, es algo que están solicitando los padres y los directores de los planteles, por lo que definitivamente se requiere del apoyo de la dependencia.

Compartir