POR NICOLAS KU DAVILA
YUCATAN VALLADOLID

Un aguacero bañó la ciudad ayer, tomando por sorpresa a los habitantes, quienes realizaban sus actividades rutinarias.

El dios Chaac dispuso torrencial aguacero que paralizó momentáneamente las actividades.Varias calles de la ciudad, domicilios y comercios se inundaron por los efectos de la lluvia.

El Observatorio Meteorológico de esta ciudad, informa que la precipitación pluvial fue de 12.1 y que esta lluvia fue producto de la tormenta No. 11 que está sobre la Península.

Estas lluvias seguirán posiblemente hasta el fin de semana, por lo que se deben tomar las precauciones necesarias como andar con impermeables o sombrillas, desconectar televisores, modulares, computadoras entre otros, ya que las descargas eléctricas que acompañan a estas lluvias pueden ocasionar que se dañen.

Compartir