Por Susana Pérez
Cancún

La encargada de despacho, Latifa Musa Simón indicó que la Secretaría de Hacienda auditará la cuenta pública del 2008, ya que no se reportó el pago de 67 millones de pesos del Impuesto Sobre el Producto del Trabajo.
Indicó que esta labor la harán las autoridades federales, aunque también hay dudas con respecto a los recursos del 2009 sobre este mismo impuesto y también indicó que es preocupante que se hayan borrado de plumazo unos 81 millones de pesos del pago de proveedores de la administración de Francisco Alor Quezada.
Aunque cabe mencionar que trascendió que esta acción se realizó por parte del ex tesorero Carlos Trigos Perdomo con la intención de obtener una calificación favorable y poder obtener los créditos para el ayuntamiento.

Compartir