POR ELIZABETH JIMÉNEZ CORONA
CANCÚN

El gobernador del Estado, Félix González Canto, confirmó que once reos de alta peligrosidad fueron trasladados a la cárcel de Chetumal, así como también la necesidad de aplicar una auditoria en la obra del arco vial donde apenas el fin de semana pasado murieron tres personas cuando cayó un camión de tres toneladas.

En el caso de la cárcel, Félix González Canto afirmó que de acuerdo a los primeros reportes se conoció que hubo resistencia de parte de los reos que finalmente se pudo controlar, para ser llevados al Cereso de Chetumal.

En cuanto a la falta de un titular en la cárcel de Cancún, dijo que buscan a quien se pueda hacer cargo, aunque no es fácil y reconoció algunos no aceptan ante los hay riesgos que se pueden presentar.
En cuanto al distribuidor vial, consideró oportuno realizar una auditoria para verificar las condiciones, de la obra.

Compartir