Por Cecilia Solís.
Cancún, Quintana Roo. 4 de Julio del 2013.

Por problemas pasionales la joven guatemalteca de 16 años, acusó a sus compañeros de cuarto de abuso sexual, donde ellos serán entregados al Personal del Instituto Nacional de Migración, mientras que solo uno de ellos cuenta con permiso para permanecer en el país.

En relación a los hechos, personal de la Fiscalía Especializada en Delitos sexuales, informó que la joven en venganza por que su novio no la quería en Cancún, argumentó que había sido abusada sexualmente por este.

Los dos jóvenes fueron absueltos por falta de elementos pero debido a su condición migratoria serán repatriados a su lugar de origen.

Compartir