POR GENER CORONA
CHETUMAL

Ante las evidentes repercusiones turísticas, el gobernador, Félix González Canto, pidió prudencia en torno al caso del grupo de sujetos que sabotearían el Grito de Independencia en Benito Juárez como parte de un plan para lograr una fuga masiva de la cárcel de Cancún.

Afirmó que la Policía Judicial del Estado continúa con las investigaciones de los cinco sujetos y una menor de edad que se encuentran detenidos en Cancún durante la víspera de la ceremonia del Grito de Independencia y que supuestamente pretendían sabotear como maniobra distractora para liberar a reos relacionados con los Zetas.

Sin embargo, Félix González Canto evitó adelantar mayores conjeturas en torno a este hecho por las repercusiones que en el sector turístico pueda tener, toda vez que hasta en Europa ha trascendido la captura de este grupo de personas armadas.

González Canto dijo que las investigaciones continúan y que posteriormente se ofrecerá información precisa, porque la noticia ha trascendido las fronteras y ha tenido amplia difusión en los principales mercados turísticos, los cuales son muy sensibles a este tipo de informaciones.

Compartir