A raíz de la intoxicación masiva de los trabajadores municipales, durante una posada navideña, la Dirección de Salud iniciará una supervisión de todos los negocios del ramo gastronómico de Isla Mujeres para evitar se repita la experiencia y se afecte al turismo, informó Antonio Ríos, director de la dependencia.

Compartir