Por Roberto Mex
Kantunilkín

Mientras el calor provoca que haya una elevada demanda de aguas y refrescos helados, los propietarios de paleterías aumentaron los precios de los productos alegando que la azúcar subió en las últimas semanas.
Según los vendedores de los llamados saborines y paletas, el aumento comenzó a aplicarse desde el sábado pasado pasando de dos a tres pesos y de ocho a 10 pesos, respectivamente esos productos que en esta temporada de calor tienen elevada demanda.
Juan “N”, un infante de 11 años de edad dedicado a esa actividad durante días se asueto, comentó que las ventas bajaron con el aumento y que la mayoría de los clientes cuestiona los nuevos precios.
Sin embargo reconoció que debido a la expoferia no se ha resentido tanto la situación debido a que pasada las 10 de la mañana y hasta ya entrada la noche los saborines tienen elevada demanda.
La época de calor también está provocando escases de hielo en cubitos de agua purificada, ya que durante un recorrido por tres establecimientos dedicados a esa actividad los encargados comentaron que en ocasiones antes de las dos de la tarde ya no hay productos en existencia. Ante ello una conocida hielera del centro de la ciudad optó por elaborar marquetas de hielo de agua purificada para vender a los clientes ya despedazados.

Compartir