Con la ley antiobesidad las tienditas escolares en las primarias sólo podrán vender agua simple, en tanto que en las secundarias sólo refrescos light y no de cola, según los lineamientos de la sana alimentación para los estudiantes.

Compartir